Blinken viene a Buenos Aires por el litio argentino

252

Rubén Armendáriz

El próximo viaje a Buenos Aires de Antony Blinken, secretario de Estado del presidente Joe Biden, quien el miércoles se reunió en Brasilia con el mandatario brasileño Luiz Inacio Lula da Silva, tiene como meta afianzar el vínculo que, más allá de las disparidades ideológicas, la administración demócrata viene ensayando con el gobierno del ultraderechista argentino Javier Milei.

Pero, dejando atrás los versos sobre gobernanza democrática y derechos humanos, que los altos funcionarios estadounidenses suelen llevar siempre en sus discursos, Estados Unidos quiere aprovechar para adelantar acciones en su interés por los  “minerales críticos”, en especial el litio, cuya demanda en alza es vital para una nueva matriz energética, donde China es líder indiscutible con un 60% de la producción mundial de materiales de las llamadas “tierras raras”.Reunión clave de Milei con EEUU: el temario del encuentro con el secretario  de Estado, Antony Blinken - NEWSWEEK ARGENTINA

A diferencia de Lula, Milei no condenó el genocidio que está perpetrando Israel, sino que bailó con los rabinos en el Muro de los Lamentos y prometió mudar la embajada de Tel Aviv a Jerusalem

En el esquema productivo que se impone a nivel global, el lugar preponderante es ocupado por el litio, si bien existen otros recursos como el níquel, el cobre, el titanio y el cobalto que resultan fundamentales para la fabricación de vehículos eléctricos (nuevo símbolo de consumo en los países del norte), así como también para la producción de turbinas eólicas y paneles solares, recuerda Daniel Kersffeld en Página12.

El interés prioritario (no exclusivo) en los minerales de origen local está centrado en el litio, recurso clave para la construcción de baterías para motores eléctricos. En 2023 Argentina extrajo casi 33 mil toneladas de litio carbonatado, siendo el cuarto productor mundial detrás de Australia, Chile y China.

Litio: "Que venga Musk mientras cumpla las reglas"En diciembre, el presidente Javier Milei reveló que el magnate Elon Musk «está sumamente interesado en el litio» al igual que «el gobierno de Estados Unidos y muchas empresas» estadounidenses. Afirmó que para avanzar con las negociaciones «necesitan un marco jurídico que respeten el derecho de la propiedad».

Musk es un empresario, inversor y magnate sudafricano que también posee las nacionalidades canadiense y estadounidense, propietario de SpaceX, Inversor Angel,la fácrica de autos eléctricos Tesla (cuyas baterías son de litio), The Boring Company, Neuralink y OpenAI.

Dentro de seis años, Argentina intentará ser el tercer productor mundial de litio y el principal proveedor latinoamericano, en gran medida, por el alto número de proyectos de extracción en desarrollo, facilitado por un régimen normativo abierto a la inversión extranjera. Los beneficios para su explotación comprenden mínimas regalías, de carácter provincial, y que benefician especialmente a las gobernaciones de Catamarca, Salta y Jujuy, donde se encuentran los principales yacimientos de litio.

El mercado del litio en Argentina está permeado por recursos de origen chino en siete emprendimientos, en los que Presentation Titlese destaca la empresa Jiangxi Ganfeng Lithium Co. También la exportación del litio argentino está mayormente orientada hacia China.

La visita de Blinken a Buenos Aires se enmarca en una tensión geopolítica cada vez más amplia en torno al litio y a otros metales críticos y apunta a preservar a Argentina como un proveedor privilegiado para los Estados Unidos y al desplazamiento de China como principal comprador e inversionista de este nuevo oro blanco. De ahí que las negociaciones darían lugar a un acuerdo de cooperación para la provisión de minerales, semejante a un tratado de libre comercio.

Tal como se desprende del comunicado de la Secretaría de Estado, resulta claro el contraste marcado por la Casa Blanca en sus relaciones con Brasil y con Argentina, donde la agenda será mucho más acotada y se centrará en la provisión de recursos estratégicos a EEUU y sus principales aliados, en su cruzada contra China y contra Rusia que, incluso, podría tener derivaciones a nivel regional.

*Periodista y politólogo, asociado al Centro Latinoamericano de Análisis Estratégico (CLAE)

Los comentarios están cerrados, pero trackbacks Y pingbacks están abiertos.