Xiomara Castro ya es la primera mujer presidenta de Honduras

Victoria Korn

La izquierdista Xiomara Castro, primera mujer en gobernar Honduras, asumió este jueves un país golpeado por la pobreza, la migración, el narcotráfico y la corrupción, mientras apaga una crisis en el Parlamento que amenazó su liderazgo. De 62 años y esposa del derrocado expresidente Manuel Zelaya (2006-2009), Castro puso fin a una supremacía de derecha con una coalición liderada por su partido, Libertad y Refundación (Libre).

“Queridas hermanas y hermanos. Pueblo hondureño. La presidencia de la República nunca ha sido asumida por una mujer en Honduras. Han tenido que pasar 200 años desde que se proclamó nuestra Independencia. Estamos rompiendo cadenas y estamos rompiendo tradiciones. Este hecho histórico sólo pudo surgir de la opinión mayoritaria del pueblo. Gracias, pueblo hondureño, por este honor y confianza”, dijo en su discurso inaugural.

Durante su discurso, la presidenta aludió a la alta tasa de pobreza del país, alrededor del 70%, la corrupción y la falta de transparencia de los gobiernos anteriores. “Honduras enfrenta una tragedia social y económica, Honduras ha sido hundida en los últimos 12 años y ahora el país lo recibo en bancarrota”.

“La catástrofe económica que recibo no tiene precedentes y ha impactado en la vida de la gente, somos el país más pobre de América Latina y sus cifras solo nos explican las caravanas compuestas por miles de migrantes que huyen a México y Estados Unidos para subsistir”, señaló la gobernante.

”¡No más narcotráfico, no más sicariato, no más crimen organizado!”, exclamó Xiomara, al tiempo que mencionó que “transformaremos los diferentes cuerpos del Estado de manera paulatina para que se conviertan en colaboradores de la población. Vamos a trabajar fuerte en cuatro sectores reclamados constantemente: educación, salud, seguridad y empleo”.

Fue una fiesta popular con 30 mil personas en la juramentación: Xiomara Castro inició su recorrido por el Estadio Nacional en compañía de su esposo, Manuel Zelaya y sus hijos. Fue recibida con aplausos, vitores y una gran ovación por parte del público, que cantó y gritó “¡Sí se pudo!”.

Xiomara Castro asumió como presidenta de Honduras y prometió “luz gratis  para 1 millón de familias pobres” - InfobaeLa visita más comentada, no obstante, fue la de la vicepresidenta estadounidense, Kamala Harris, una muestra importante de que Washington apostará por alianzas con la hondureña en una región en la que otras opciones no parecen potables.

Xiomara, primera dama durante los tres años y cinco meses que su esposo fue presidente tuvo un bajo perfil, políticamente se abrió paso luego del golpe de Estado a Mel Zelaya el 28 de junio de 2009, cuando salió a las calles con miles de sus compatriotas a protestar y exigir el retorno al orden constitucional.

Castro ha tenido que lidiar con la rebelión de 20 diputados de Libre, que se unieron a 44 diputados del Partido Nacional y 18 del Liberal para desplazar de la presidencia del Congreso a Luis Redondo, un legislador leal a Castro, pero quien no es miembro de Libre, sino del partido Salvador de Honduras, el otro actor de la coalición que ganó la presidencia

Con el motín, la oposición a Castro eligió una junta directiva del Congreso, mientras los leales a la presidenta hacían lo propio con votos de diputados suplentes. Así, la presidenta llega a su día cero con dos congresos y el primer desafío al poder político que le dieron las urnas.

**Periodista venezolana, analista de temas de Centroamérica y el Caribe,  asociada al Centro Latinoamericano de Análisis Estratégico (CLAE)

Los comentarios están cerrados, pero trackbacks Y pingbacks están abiertos.