Argentina: Una economía circular e inclusiva

Matías Strasorier|

Arde la vida, consecuencia de un modelo productivo de “extraer, producir, desperdiciar” que llevó al límite a la humanidad y a la Tierra.

Riquezas para pocos, basura para todas y todos

Argentina es parte de un modelo globalque extrae riqueza y la concentra cada vez en menos manos, perosocializa los desperdicioscon los de abajo. El 1% más rico de la población mundial, durante el último cuarto de siglo, contaminó más del doble que la mitad de la humanidad, las 3.00 millones de personas más pobre del planeta, según datos de emisión de carbono de Oxfam.

Ese desarrollo desigual se hace notar en la Patria Grande y en el planeta. «No podemos hablar de problemas ambientales sin hablar de desigualdad, explotación y concentración de la riqueza. Este modelo, absolutamente injusto, tiene que ver con los poderes concentrados que no consideran la solidaridad como un factor para salvarnos todos», dijo la diputada argentina Daniela Vilar, empujando con cada una de sus palabras a la acción cada territorio local y virtual.

De la dependencia trasnacional a la integración glocal

En el año 2019, según un informe de la Escuela de Economía y Negocios de la argentina Universidad Nacional de San Martín, la importación de maquinaria agrícola, fertilizantes y agroquímicos en Argentina, demandó 2.462 millones de dólares, equivalente al 10,12% del ingreso de divisas del complejo cerealero-oleaginoso en el mismo año.

En el mismo período, según la Bolsa de Cereales de Rosario, se produjo un record de consumo de fertilizantes, alcanzando las 4,6 Millones de Tn, de los cuales el 65% (unos 3,2 M de toneladas) provienen de la importación, demandando más de mil millones de dólares. El consumo de fertilizantes de producción doméstica se ha incrementado en un 650% en las últimas dos décadas, mientras los importados aumentaron un 90%.

La incorporación de mayor tecnología a los procesos, la industrialización sustentable de lo biológico, la captura y puesta en valor comercial de las múltiples externalidades, implican mayor integralidad y eficiencia, diversificación de la matriz productiva y sustitución de importaciones.

Extracción de Bioproductos para hacer Biocombustibles mas BaratosLa producción nacional de bioproductos con una mirada bioeconómica y bioética, debe ser parte de la construcción de un modelo diferente que mantenga y aumente los bienes naturales e impulse la igualdad socialpromoviendo la resiliencia de los ecosistemas yla comunidad en el marco de un desarrollo territorial, desde lo local a lo global.

Construir arraigo y trabajo digno local es posible, brindando respuestas a las crecientes demandas sociales por estrategias de producción y carteras de productos más sostenibles, en términos de sus impactos ambientales y sobre el cambio climático.

Tener abordajes integrales, valorizando cada externalidad de un proceso como insumo o servicio para otro, con una visión de economía circular, podría reducir entre el 80-99% los desechos industriales en algunos sectores y entre el79-99% de sus emisiones, según informa la ONU.

Por su parte,  la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL) afirma que mejorar la eficiencia y la vida útil de materiales en nuestra región llevaría a la creación de cinco millones de puestos de trabajo.

Construir una economía circular

Estamos ante la posibilidad de poner la Patria de pie, abrazando a todas y todos las y los olvidados, de construir un escenario Importancia de la conservación de la biodiversidadde oportunidades, creando entornos en el que podamos desarrollarnos integrados y organizados en comunidad, edificando un nuevo modelo productivo y sustentable, con perspectiva bioética que abone el cuidado de la biósfera y su biodiversidad.

Necesitamos construir una economía circular en la que estén las y los productores, las y los campesinos, las y los cooperativistas, las y los trabajadores rurales, las y los empresarios pymes, en fin todas y todos los que producen y trabajan. De lo contrario repetiremos un modelo que continúe enriqueciendo a los de arriba, mientras los de abajo lo observamos fuera de la circunferencia del círculo.

Debemos pensar en tecnologías para la inclusión, orientadas a la resolución de problemas sociales y ambientales de índole local-regional-universal.

* Médico Veterinario, director del Centro de Estudios Agrarios, analista del Centro Latinoamericano de Análisis Estratégico (CLAE, estrategia.la).

Deja una respuesta